“La piel de Venus”, la infame y seductora obra de teatro

Nunca antes había visto una obra de teatro en donde la historia principal fuera la audición para montar una obra de teatro. Es algo así como una obra dentro de la obra. Sí, suena un poco redundante, confuso y extraño, sin embargo, es un maravilloso y arduo trabajo el que se desarrolla arriba del escenario en el Centro Cultural Teatro 2. Para hacer un poco más claro este lío, “La piel de Venus” es una obra que cuenta la historia de Tomás, un dramaturgo y novato director quien tras una larga jornada de audiciones se siente cansado y desilusionado por no haber encontrado a ninguna mujer que pueda dar vida al personaje de su próxima obra.

Después de una terrible tormenta llega Wanda, mojada y con un estilo desarreglado poco apto para hacer una audición frente al escritor y director de la obra. Tras largos minutos de labor de convencimiento, Tomás acepta realizar la audición así que saca de su maletín los textos de la obra para tomar el papel del personaje masculino mientras que Wanda se cambia de ropa para sentirse mucho más cómoda con el ambiente que describe el libreto. ¿Qué podría tener de especial esta mujer?

Entre tazas de café, diálogos del libreto y conversaciones de la vida real, los personajes y las historias comienzan a entrelazarse para terminar siendo uno mismo en donde ya no podrás distinguir qué obra es la que realmente estás viendo. Por un lado, Wanda es una mujer llena de secretos debajo de esa piel de Venus quien, además de compartir nombre con el personaje de la obra, tiene una personalidad que termina por dominar a Tomás.

Literatura en su máxima expresión, un guión lleno de poesía y frases que cautivan los oídos es sólo un poco de todo lo que tiene esta puesta en escena. Además, toques elegantes de humor y majestuosas interpretaciones por parte de Gabriela Zas junto a Miguel Conde es lo que van a ver en esta obra adaptación del libro “La Venus de las pieles” de Leopoldo von Sacher-Marsoch, quien causó controversia con sus letras debido a su alto contenido erótico y sobre todo, porque se dice que las perversiones que cuenta la historia son datos autobiográficos. Gracias a él hoy tenemos el término “masoquista”.

Dicho lo anterior, seguramente podrán imaginar muchas cosas. El juego de roles, de poder y sobre todo, el juego de seducción de esta obra es sumamente intenso. Además, si hablamos de géneros, el papel de cada personaje es clave, sobre todo en la sociedad de hoy en día. Para haber un masoquista debe haber un dominante, ¿quién jugará su mejor carta? Si crees que la realidad no puede superar la ficción, te recomiendo veas esta obra. Por ahora es todo lo que puedo decir, mejor ni hablemos del juego mental al que como espectador estarás sometido durante aproximadamente dos horas.

Dirección de 10 y un ritmo sublime, “La piel de Venus” te mantendrá al límite. Después de varias temporadas en cartelera, en esta ocasión la tendremos hasta el 15 de noviembre. ¡Vayan y vivan la experiencia!

“Cats” vuelve a los escenarios con nueva Grizabella

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *